Los programas preventivos del suicidio en los colegios dirigidos a los alumnos minimizan el riesgo entre adolescentes

viernes, 23 de enero de 2015

Los doctores Julio Bobes y Pilar Sáiz, investigadores del CIBER de Salud Mental (CIBERSAM) en  la Universidad de Oviedo, participan en un estudio multicéntrico -publicado recientemente en The Lancet y liderado por National Centre for Suicide Research and Prevention of Mental Ill-Health delKarolinska Institutet- sobre los programas de prevención de la conducta suicida en los colegios.

Los comportamientos suicidas en adolescentes son un gran problema de salud pública, por lo que programas de prevención son enormemente necesarios. Partiendo de esta premisa en el actual estudio -Empowering Young Lives in Europe (SEYLE)- se propuso investigar la eficacia de las intervenciones preventivas en los colegios de los comportamientos suicidas.

Para ello se llevó a cabo un estudio entre más de 11.000 alumnos de una edad media de 15 años pertenecientes a 168 colegios de 10 países europeos aplicando diferente metodología basada en tres grupos: el primero centrado en QPR (Question, Persuade, and Refer) se enfocó a profesores y personal de referencia del colegio; el segundo en YAM (Youth Aware of Mental Health Programme) dirigido a alumnos y el tercero (ProfScreen) orientado a profesionales para remitir los casos de alumnos de alto riesgo. Cada colegio fue asignado al azar para  participar en una de las tres intervenciones y desconocía las que se realizaban en los otros grupos.

En los 3 meses siguientes no se encontraron diferencias entre los 3 grupos, no obstante a partir de los 12 meses el grupo basado en YAM mostró más eficacia en reducir el número de intentos de suicidio e ideas suicidas severas en adolescente en etapa escolar. Estas conclusiones subrayan la ventaja de la intervención preventiva en escuelas con este tipo de metodología.

Publicación: http://dx.doi.org/10.1016/S0140-6736(14)61213-7