Las actuaciones en calidad y evaluación de las organizaciones científicas son fundamentales para aumentar la replicabilidad en ciencia

Rafael Tabarés-Seisdedos, coordinador del Programa de Calidad y Evaluación Interna del CIBERSAM
viernes, 13 de octubre de 2017

En el marco del Programa de Calidad y Evaluación Interna se aborda la implantación de políticas de calidad en el CIBERSAM. La adaptación de los procesos y recursos del Centro a la norma ISO 9001:2008 o la aprobación de un Código de Buenas Prácticas de Investigación han sido algunos de los pasos más importantes que ya se han dado en este camino. Con la vista puesta en las prioridades que recogerá el nuevo Plan Estratégico 2017-2019, el coordinador del Programa, Rafael Tabarés-Seisdedos, subraya en esta entrevista la importancia de acometer estas iniciativas de mejora en una institución como el CIBERSAM: “Las actuaciones en calidad y evaluación de las organizaciones científicas son fundamentales para aumentar la replicabilidad en ciencia”.

-¿Qué pasos se han dado hasta el momento en materia de políticas de Calidad en el CIBERSAM?

-Desde la puesta en marcha del CIBERSAM en 2008, el área de Calidad y Evaluación Interna ha tenido un importante protagonismo en su funcionamiento. Se fueron ajustando los procedimientos y recursos a la norma ISO 9001:2008, se realizaron encuestas a los investigadores, contratados y agentes externos. Otro paso relevante fue la aprobación de un Código de Buenas Prácticas de Investigación de acuerdo con las normativas éticas internacionales de la investigación recogidas en la Declaración de Helsinki, por ejemplo, la obtención de consentimiento informado, la valoración detallada de relación riesgo/beneficio del estudio y la imparcialidad en la selección y seguimiento de los participantes en el estudio.

-¿Qué retos se marca al frente del programa de Calidad y Evaluación Interna del CIBERSAM?

-La Dirección Científica y el Comité de Dirección pensando en el nuevo Plan Estratégico 2017-2019 han fijado como objetivo fundamental la implantación de la acreditación ISO 9001:2015 en las distintas Plataformas del CIBERSAM. En concreto para la Colección de ADN, Biblioteca de Instrumentos en Salud Mental, Plataforma de Neuroimagen y Plataforma GRIDSAM o Base de Datos Comunes.

-En el mes de mayo se ha celebrado el Laboratorio de Ideas del CIBERSAM, en cuya coordinación participa, ¿cuál es el objetivo de esta iniciativa y qué valoración hace del funcionamiento de la misma?

-Efectivamente, un año más, y esta ha sido la 5ª edición que se celebró en Santander, en el Hospital Universitario Marqués de Valdecilla. Se trata de un trabajo de coordinación que comparto con el Prof. Juan Carlos Leza y con el investigador principal del grupo que actúa de anfitrión, en esta última edición el Prof. Benedicto Crespo-Facorro.

Creemos que la presentación y la discusión crítica de los trabajos en un foro que va más allá de los formatos clásicos, junto con la audacia y la capacidad creativa de los jóvenes, son ingredientes que hacen muy atractivo el Laboratorio de Ideas CIBERSAM.

El Laboratorio de Ideas pide a los jóvenes investigadores que forman parte de cualquier CIBER, RETIC o centro de investigación a que presenten sus ideas científicas más relevantes y creativas, pensadas para resolver cualquier problema clínico o científico. De manera que son bienvenidas las propuestas sobre hipótesis y modelos, reclutamiento y muestras, tecnología y procedimientos terapéuticos u otros aspectos científicos elaboradas por jóvenes investigadores del CIBERSAM o conjuntamente con jóvenes investigadores de grupos que no pertenecen al CIBERSAM. También llegan presentaciones procedentes de cualquier grupo de investigación que puedan ser de interés para la investigación aplicada en salud mental.

-Su grupo trabaja en varias líneas de investigación, háblenos de las características de su grupo, ¿qué líneas de trabajo tienen en marcha y con qué resultados?

-Somos “Grupo de Excelencia PROMETEO FASE II” de la Generalitat Valenciana y miembro G24 del Centro de Investigaciones Biomédicas En Red para Salud Mental (CIBERSAM-ISCIII) desde su creación en 2008. Desde 2013 somos socios activos en Europa dentro del Programa European Innovation Partnership on Active and Healthy Ageing (Acción 3). Dirigimos y coordinamos la Unidad de Evaluación en Autonomía Personal, Dependencia y Trastornos Mentales (TMAP) ubicada en la Facultat de Medicina UCIM-INCLIVA, con una oferta de servicios en valoraciones biomecánicas y evaluaciones neurocognitivas que se enmarca en la prevención de los signos de fragilidad en poblaciones de riesgo.

Desde la formación del grupo en 2001 hasta su consolidación en 2007, se ha trabajado en contribuir al conocimiento de los déficits cognitivos y funcionales de los trastornos mentales graves, con especial atención a pacientes con esquizofrenia y trastorno bipolar y a sus familiares de primer grado. Actualmente nuestra labor científica también se centra en la multimorbilidad directa e inversa en pacientes con enfermedades complejas como los trastornos del SNC, el cáncer o las enfermedades metabólicas. Otras áreas de investigación para el grupo son: los estudios sobre carga de enfermedad (Global Burden of Disease studies), las revisiones sistemáticas y meta-análisis en red, la neurogenética y terapia celular (stem cells) y, finalmente, la Psiquiatría Nutricional.

Más concretamente, como miembros de la Global Burden of Disease network hemos participado en la publicación del Global Burden of Disease study 2013, 2015 y 2016 en The Lancet. Entre los resultados más relevantes de estos estudios destacaría la transición epidemiológica a nivel global durante el periodo 1990-2016 de las enfermedades infecciosas a enfermedades crónicas no comunicables. Un excelente ejemplo, es el aumento de la carga de enfermedad (medidos en DALYs y YLDs) debida a los trastornos mentales como la depresión, la dependencia al alcohol y la esquizofrenia, y por las enfermedades neurológicas como las demencias.

Desde 2011 hemos publicando varios artículos y editado un Research Topic en Frontiers con el título “Direct and Inverse comorbidities between complex disorders” para comprender las asociaciones inesperadas entre enfermedades aparentemente distintas.